Nuevas medidas de seguridad e higiene en edificios públicos - Orbesan
852
post-template-default,single,single-post,postid-852,single-format-standard,qode-quick-links-1.0,ajax_fade,page_not_loaded,,no_animation_on_touch,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-11.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
 

Nuevas medidas de seguridad e higiene en edificios públicos

Nuevas medidas de seguridad e higiene en edificios públicos

Nuevas medidas de seguridad e higiene en edificios públicos

Si algo ha cambiado la pandemia del Covid-19, es la forma en la que hacemos las cosas, por lo que la implantación de nuevas medidas de seguridad e higiene en edificios y sitios públicos no va a ser menos.

La nueva vuelta a la “normalidad” supondrá para los grandes y pequeños edificios un desafío de adaptación ante la situación que hoy en día vivimos y que no parece que vaya a desaparecer a corto plazo. Expertos médicos, epidemiólogos y economistas coinciden en una cosa: la vida posterior al confinamiento no volverá a ser la misma y la nueva vida cotidiana supondrá nuevas realidades a las que deberemos enfrentarnos y adaptarnos.

El regreso paulatino que se espera a dichas superficies conllevará una serie de ajustes y arreglos estructurales a prueba de coronavirus. La clave residirá en nuevas y renovadas estrategias de comunicación, normas de desinfección, cumplimiento de las distancias correctas de seguridad y una limpieza regular de los centros. 

También han surgido y surgirán nuevos patrones de comportamiento y trabajo, como es el caso de la modalidad del teletrabajo. Una nueva realidad que ha visto potenciada su visibilidad en el mercado como alternativa a la manera habitual de desempeñar las funciones laborales.

Las nuevas medidas de seguridad e higiene que han llegado para quedarse

Ciertas medidas de seguridad que ya se han empezado a implementar en ciertos edificios públicos son marcas en los espacios de uso común que señalan las distancias de seguridad que deben mantenerse entre las personas que hagan uso de ellos e, igualmente, encontramos otras medidas con respecto a cuestiones de transporte y horarios de oficinas, que se están comenzando a implementar de manera escalonada.

Entre las medidas de seguridad destacamos el acceso único a los inmuebles y el control en las rutas de entrada y circulación de los edificios, así como la reducción, control y limpieza de accesorios comunes como impresoras y otros objetos propios de oficinas y lugares de trabajo.

En lo que respecta a los horarios de comida y uso de los servicios, estos podrían ser igualmente modificados para evitar la aglomeración de personas en ciertas horas del día y, por tanto, el contagio. 

Entre otras medidas, se contempla también eliminar las máquinas expendedoras de comida, así como utensilios de uso común como cafeteras y microondas, y se harán indispensables el suministro en lugares comunes de gel desinfectante, guantes y mascarillas como medidas preventivas. Igualmente, se habla incluso de edificios que se plantean cambiar sus instalaciones de aire acondicionado para una limpieza y depuración continua del aire.

Todas son medidas de seguridad e higiene correctas y adecuadas que al final velan por la seguridad y el bienestar de todos, por lo que es también nuestro deber cumplirlas y adaptarnos a ellas.